Estampado pañuelo ¿Cómo llevarlo?

Nuevo estampado este verano. Lo reconocerás porque se asocia al pañuelo típico de cachemir con motivos paisley, de ahí que esta tendencia haya adquirido el mismo nombre.

Catapultado a “must have” por diseñadores como Dolce&Gabbana, Salvatore Ferragamo o Etro esta primavera, el complemento, que se convirtió a principios del siglo XIX en indispensable, deja su condición de complemento y se transforma en vestidos, faldas, pantalones…

Este estampado, exótico donde los haya, que de discreto no tiene nada, no favorece por igual a todas las siluetas.

En versión étnica, de inspiración geométrica, en clave pastel… muchos estilos para gustos distintos.

Ahora bien, ¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de vestirlo?

  • Dibujo: cuanto más grande sea el dibujo más volumen añadirá a la figura
  • Color: los colores luminosos tienden a agrandar mientras que los opacos, son ideales para disimular.
  • Contraste de color: otro factor a tener en cuenta es que cuánto más contraste de color haya, se incrementa el efecto volumen.

Manual de uso: IN&OUT

No hay estampado prohibido, sin embargo, debemos prestar atención cuándo usarlo y sobre todo en qué parte del cuerpo. Ideal para potenciar el pecho, no es muy recomendable cuando el objetivo es neutralizar las caderas por ejemplo. Si tenemos los muslos anchos, mejor obviarlo, sin embargo, si lo que buscamos es ensanchar las piernas para neutralizar la amplitud de hombros, entonces es buena elección.

 

Ahora bien, para quien no se vea enfundada en un vestido, mono, pantalón o camiseta, siempre quedará el fular, el bolso o cinturón para actualizar nuestro look con discreción.

Imagen destacada: Uterqüe

No Comments Yet.

Write a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *